viernes, 3 de octubre de 2008

Los padres objetores recurren la imposición de Educación para la Ciudadanía en las Islas

Viernes, 03-10-08
BERNARDO SAGASTUME
LAS PALMAS. Los padres objetores piensan seguir la batalla. Ante la comunicación, ayer, de la Consejería de Educación de que la objeción de conciencia a la asignatura Educación para la Ciudadanía «no tiene respaldo normativo, no siendo viable realizar alguna actividad sustitutoria de las asignaturas englobadas bajo esa denominación», estudian nuevas acciones y recurrirán ante los juzgados.
«Lo que haremos será recurrirlo. Ya en varias decenas de sentencias judiciales -las últimas, en Castilla-La Mancha-se ha eximido de la obligación de cursar esa asignatura», anunció ayer Samuel del Pozo, uno de los primeros padres objetores del Archipiélago, quien calificó de «lo esperable» la conducta de la Consejería que dirige Milagros Luis Brito.
Los padres que han hecho objeción de conciencia lamentan que en las distintas Comunidades Autónomas no exista un criterio único a la hora de encarar la polémica nueva asignatura. Ni siquiera en comunidades donde gobierna el Partido Popular (PP), principal opositor a la materia, hay unidad de acción. Por otra parte, en comunidades como Andalucía se han denunciado acosos a los alumnos de padres objetores.
El comunicado de ayer de la Consejería de Educación recordaba que los padres, como representantes legales del alumno, «están sujetos a los derechos y obligaciones establecidos en la normativa vigente, para los matriculados en los centros educativos no universitarios de Canarias en el presente curso escolar 2008/2009, en tanto no exista un reconocimiento legal o judicial del derecho pretendido».
Según la Consejería, se está dando esta respuesta negativa a los padres objetores del Archipiélago. Sin embargo, algunos padres consultados afirmaban a este periódico que no habían recibido todavía ninguna comunicación.
Bazán coincidía en esto último. «Es la primera noticia que tengo», dijo ante la llamada de ABC, sin sorprenderse por el resultado. «No parecía que la Consejería estuviera dispuesta a facilitar el ejercicio de un derecho constitucional como la objeción de conciencia. Quizá si estuviera en manos del PP, habría más apoyo, pero como la tiene Coalición Canaria...».
La imposición le recuerda «más a un Estado totalitario» que a uno «democrático como el español». Por eso, en su caso particular, ha aconsejado a su hija, de 15 años, que no asista a clase cuando se imparta la nueva asignatura. El resultado previsiblemente negativo que pudiera tener en su rendimiento académico no le inquieta. «Es una chica de sobresalientes. Como se ha relajado tanto lo de pasar de curso... aunque suspenda Educación para la Ciudadanía podrá seguir su carrera». Bazán está convencido de que se quiere «formar la conciencia moral» de sus hijos, un derecho que le pertenece y que no quiere ceder al Estado. «Además, muchos de los principios que aparecen en la asignatura no los comparto», afirma.

http://www.abc.es/20081003/canarias-canarias/padres-objetores-recurren-imposicion-20081003.html